Palma extraña

Los Estanca-Sangs de Santa Maria

cercamon | 15 Agost, 2020 22:12

La foto que queda de ellos en el catálogo de árboles singulares augura lo peor, tres árboles en el cruce de una carretera un día nuboso, su aspecto tiene algo de trágico, sin apenas hojas, con ramas medio podadas que confieren a los árboles una forma extraña. Unos ciclistas pasan por la carretera. A juzgar por el brillo de la foto, quien la tomó ni siquiera salió del vehículo.

En la lista no hay coordenadas para encontrar a estos árboles, sólo unas indicaciones, un cruce de la carretera de Sencelles con Santa Maria del Camí. En el blog “Amics arbres“, puedo leer como en el año 2008 estos árboles desaparecieron , murieron entre una mezcla de causas naturales, desidia de las administraciones que lo catalogaron y carreteras que malograron su desarrollo.

https://amicsarbres.blogspot.com/2008/06/lasfalt-estanca-sava.html

Luego veo una noticia en el Semanario Quart Creixent de Santa Maria del Camí, de Enero de 2010, en el que indica que desaparece uno de los dos árboles que quedaban. Como una lápida en el cercano cementerio de Santa Maria del Camí, uno muere en 2008, otro en 2010, y queda uno, como tres hermanos fatigados que se van juntos. De los que dos mueren en la carretera.

http://santamariadelcami.net/quartcreixent/QC016.pdf

Paradojas de la administración pública, la página que pongo como enlace tiene fecha de abril de 2009, aparecen e indica tres árboles cuando queda sólo uno.

http://www.caib.es/sites/proteccioespecies/ca/n/els_estanca-sangs-21526/

Busco en Google Street View y encuentro el cruce, frente a la finca de Son Seguí. Ahí está el árbol solitario, el superviviente de los tres. Aprovecho un trayecto familiar para buscar el lugar. Aparco en el arcén. Es mediodía y hace mucho calor. Salgo del coche y escucho los coches pasando rápido por la carretera muy cerca del árbol. Tiene un tronco grande y ancho, de corteza rugosa y de color grisáceo. Las hojas casi llegan al suelo, las toco mientras la velocidad de los coches agita ligeramente el follaje. Me fijo y encuentro la placa en el suelo que indica que es un árbol singular. Los coches continúan pasando, un día de Santa Maria, en Santa Maria del Camí, un día de agosto cualquiera entre los cientos de años que habrá vivido ese árbol.

Leí que la savia de estos árboles era empleada por los barberos para coagular la sangre de los clientes que se cortaban y a los que la sangre brotaba en abundancia de un corte, de ahí su nombre de Estanca-Sangs. También se le llama Fleix, fresno del Sur, Fraxinus angustifolia.

En ese momento pasa un grupo de ciclistas, otra vez, no me resisto a hacer una foto con el árbol en primer plano. Esta vez solo hay un árbol en vez de tres. Parece natural pensar que la carretera que en su día se reformó tuvo algo que ver en su muerte, como resulta obvio que no se puso el cuidado suficiente a la hora de hacerla. Toco su corteza y me marcho. Pasan los coches. Otra vez, velocidad.

 
Accessible and Valid XHTML 1.0 Strict and CSS
Powered by LifeType - Design by BalearWeb